Más de un millón de micro y pequeñas (mypes) fueron incorporados al sistema financiero nacional entre 2008 y 2012, y suman un total de 1.8 millones de unidades productivas sujetas de crédito, lo cual facilita su participación en la cadena productiva.

peru-produccion

Así lo informó la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS), que califica de alentador este avance considerando la coyuntura internacional y la fortaleza de la demanda interna.

Al respecto, el director de la Fundación Fondo de Garantía para Préstamos a la Pequeña Industria (Fogapi), Francisco Martinotti, sostuvo que se ha constituido suficiente masa crítica como para que las entidades de microfinanzas ajusten las tasas de interés que cobran.

“Se ha formado un mercado interesante como para generar nuevas eficiencias entre las empresas del sector y, con ello, disminuir el costo financiero”, declaró al Diario Oficial El Peruano.
Refirió, a modo de ejemplo, que los descuentos de letras se cobran entre 25% y 30% anual. “Eso es demasiado si consideramos que por los depósitos se paga entre 4% y 5% al año. Lo mejor sería aplicar una tasa activa entre 10% y 15%.”
De este modo, para Martinotti no se justifican las elevadas tasas de interés que se aplican en el mercado financiero, “o están ganando demasiado o no saben manejar sus empresas”.
Considera que la solución está en promover una mayor competencia efectiva. En este sentido, sugirió que las empresas del sector deben ser más ingeniosas y creativas, además de competitivas.
“Deberían apostar por el desarrollo de las finanzas bajando los intereses, porque ello permitirá un mayor movimiento e incorporará más clientes”
Fuente: Andina