Con el objetivo de fomentar el turismo interno, el Gobierno del Perú según Decreto Supremo Nº 073-2014  ha decidido incluir a los feriados el puente que va desde el 31 de enero del 2014 hasta el lunes 5 de enero del 2015. Medida que afecta al sector público tanto como el privado.

En el caso del sector público, las horas dejadas de laborar se compensarán en los diez días siguientes al feriado. En el caso del sector privado, el empleador deberá acordar con el trabajador la forma en que se realizará la compensación.

Asimismo, el decreto establece que las empresas que realizan “actividades económicas de especial relevancia para la comunidad” estarán exceptuadas del feriado. Ello incluye a las empresas que realizan servicios sanitarios, salubridad, de limpieza, electricidad, agua, desagüe, sepelios, comunicaciones y telecomunicaciones, puertos, aeropuertos y vigilancia. Además, los hoteles y establecimientos que reciban huéspedes.

También están exceptuadas aquellas labores indispensables, de todo tipo de empresas, cuya paralización ponga en peligro a las personas, seguridad o conservación de los bienes o impida la reanudación inmediata de las actividades ordinarias de la compañía.

Impacto
Si bien la declaratoria de feriados fomenta el turismo, estas medidas también han generado reclamos de algunos sectores empresariales, debido a la paralización de la actividad económica. Así, la Cámara de Comercio de Lima estima que cada feriado genera pérdida de US$400 millones en la producción nacional.

Fuente: Diario Gestión